miércoles, 18 de septiembre de 2013

Paper Mario: Sticker Star

El pasado de Paper Mario es indiscutiblemente exitoso... y divertido. Son juegos que regocijan el alma al pasar por las diferentes situaciones, así como esos escenarios espectaculares, como si fueran hechos de papel y cartón. Todo inició en la época del Super Nintendo, cuando Nintendo encomendó a Squaresoft su principal franquicia, Mario, para que crearan el exitoso juego llamado Super Mario RPG: Legend of the Seven Stars (1996), un juego impresionante que dejó marcado a los seguidores. Tiempo después y debido a  la separación que tuvieron estas compañías, Nintendo decidió crear una nueva franquicia basada en la desarrollada por Squaresoft.

TÍTULO: Paper Mario: Sticker Star
DESARROLLADORES: Intelligent Systems y Vanpool
DISTRIBUIDOR: Nintendo
FECHA: Noviembre del 2012
PLATAFORMA: Nintendo 3DS

Es ahí cuando nació el primer Paper Mario para el Nintendo 64 (2000), seguido por Paper Mario: The Thousand-Year Door para Game Cube (2004), Super Paper Mario para Wii (2007) y finalmente del que les hablo el día de hoy: Paper Mario: Sticker Star, del año pasado para la consola estrella de Nintendo. Los tres primeros papers me parecen obras excelentes de calidad indiscutible, pues siempre van superando al anterior y llevan un estilo claro a seguir, tienen su propia esencia. Aunque si bien Super Paper Mario se alejó un poco del concepto, no deja la calidad de la serie ya que es un juego de gran calidad.

Sticker Star es un juego que esperé con muchas ganas, pues sabía del pasado de la saga y de la calidad que nos tiene acostumbrados. Para esta entrega quisieron basarse quizás en el Paper Mario original, pero tuvo una serie de agregados que lo hicieron más lineal y le quitaron elementos tan importantes como los sidekicks.

La profundidad del efecto 3D tiene mucha calidad.

De entre los cambios nos encontramos con que el avanzar por el mundo ahora es como si estuviéramos jugando Super Mario World. Veremos el mapa del mundo y avanzaremos de misión en misión, y no podremos acceder a la que sigue mientras no pasemos la anterior. Esto me frustró un poco, pues esa no es la sensación que debe transmitir un Paper Mario, en donde tenemos un mundo en el que nos podemos mover en libertad total. Esto es seguido inmediatamente por el sistema de estampado, que es la novedad del juego, pues recolectaremos pegatinas que nos servirán como armas o herramientas que podemos usar para alterar el escenario, el único detalle que le veo es que a la hora de pelear debemos tener en mente las pegatinas, pues si no tienes en tu inventario no podrás atacar. Es una gran limitante, pues además de que hace molesto tener que ir a buscar o comprar estampas cuando se nos terminen (pasa seguido), las batallas contra los jefes finales suelen ser un tanto más fáciles.

Procura siempre tener estampas de reserva.

La falta de sidekicks es algo que afecta de manera importante,  ya que su ausencia además de hacer las batallas aburridas y monótonas (te cansarás de usar estampas de martillos y botas), la historia cae muchísimo, pues normalmente en esta serie la historia es interesante y divertida, ahora no lo es. Los sidekicks siempre ayudaron a crear una buena atmósfera alrededor de Mario, pues tenía como acompañantes a personajes muy variados y divertidos que aportaban mucho a la historia, ahora sólo podemos hablar con hongos y siempre en la misma situación. Es un viaje solitario y con batallas aburridas hasta cierto punto.

Contaremos con diversidad de escenarios.

A pesar de todos estos bajones que tuvo esta entrega, hay cosas que mantuvo y mejoró, como los bonitos escenarios que de verdad parecen más que nunca que están hechos de papel y cartón, atravesaremos distintos mundos, desde campos, desiertos, pantanos, montañas nevadas, selvas y volcanes hasta llegar al castillo de Bowser que se encuentra en las nubes. En el aspecto no nos podemos quejar porque está bien logrado y el efecto 3D es uno de los mejores que he visto en la consola. La música también es muy bonita, pues tiene melodías para cada mundo y las combinan bien de entre las clásicas con las nuevas, que le dan un toque movido y con buenos momentos que tanto gustan.

Paper Mario: Sticker Star - Title Theme:

Hay un temor que tengo, y es que los juegos de Mario están tomando el estilo que les comenté y les di como ejemplo a Super Mario World, pues algo similar pasó con Super Mario 3D Land, que después de lo que vimos en la serie Galaxy, pensamos que iba a llevar ese camino y sin embargo no fue así, nos presentaron un SMW pero con escenarios en 3D. Así es como siento a Paper Mario, que va por ese camino, nada más le falta que nos pongan cronómetro para limitar nuestro tiempo. En fin, hace un par de meses salió a la venta Mario & Luigi: Dream Team, el cual parece que sigue por el camino de sus predecesores, que son estrictamente RPGs revolucionarios de Nintendo. ¡A seguir su pista!

REGULAR.

@diego_5060

1 comentario:

Mirna dijo...

Disfruto muchísimo de los videos juegos y por eso constantemente disfruto de utilizar distintas consolas. En general suelo utilizar los juegos para wii ya que me gusta divertirme utilizando videos juegos en los que pueda también hacer gasto energético